martes, 27 de octubre de 2015

figurita repetida II

-"No querés al que te quiere y querés al que no te quiere, es así"

Probablemente el pendejo tuviera razón. Lo cierto es que cuando venís me cuesta pila que te vayas. Me colgás las horas, me apagás la razón y el sentido común, me dejas tirada e inservible, dándole vueltas a conversaciones que no existen, a respuestas imaginarias. Me arañas el pecho, me cerrás los ojos, me desinflas a suspiros, me pierdo.

Maldita obsesión, puta fijación que me genera tu indiferencia, consecuente con la ausencia de mi contorno en tu mente.

Mientras, mi lengua estúpida te recorre, mis uñas se incrustan en tu carne blanca, fría. Mientras, mi piel se adhiere a la tuya hasta fundirse, y todo mi cuerpo brilla tímidamente mientras se evapora. Rendidos dormimos... cómodamente.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario